Resulta curioso comprobar que en el deporte de las palomas, entre tantos aficionados, son los campeones los que aseguran saber poco sobre palomas. El difunto Piet de Weerd, que era todo un conocedor, acostumbraba a decir: “De palomas sé un 10%, lo que explica porqué soy una autoridad. La gran mayoría no sabe nada”. Puede parecer arrogante, pero doy fe de que de Weerd era alguien en este deporte.

De todas formas, esto no quiere decir que no tengamos certezas. Una de ellas es que el grit tiene una importancia vital. Personalmente pienso que es el producto complementario más transcendente. Las palomas no pueden estar sin calcio (minerales).

grit 2

Entonces, ¿por qué las casas comerciales no lo anuncian? Pues porque es pesado de manejar y, sobre todo, porque no hay dinero de por medio. Por otra banda, los distribuidores promocionan insistentemente otros productos que no son necesarios, pero que sí son altamente rentables.
-“Así que ¿debería haber siempre grit en el palomar?” No, eso es totalmente erróneo.

¿Por qué?
Pues porque el grit se ensucia con el polvo y las palomas dejan de tomarlo.
Fue el Dr. Lemahieu, el mejor veterinario especialista en palomas de todos los tiempos, quien resaltó una vez la importancia del grit.  “Cuando lleguen las palomas a casa de una carrera dura y larga, recíbalas con grit y con comida y observen que es lo que picotean primero”, dijo.
Así hice y, efectivamente, ellas picotearon instintivamente el grit en primer lugar.
En los centros de recuperación de aves también intentan salvar a los animales discapacitados a punto de morir, administrándoles un aporte extra de calcio.

¿Y esto porqué?
Los problemas de salud en las palomas pueden resumirse en dos grandes grupos:

-Los de tipo respiratorio.
-Los de tipo digestivo.

La digestión y el grit tienen mucho que ver uno con el otro ya que el maíz se muele en el buche ayudado por las piedrecitas que este tiene en su interior. Las palomas “lo saben” de forma instintiva así que andan siempre picoteando esas pequeñas piedras. Algunos científicos como el Dr. Lahaye y el Dr. Cordieze lo probaron en una ocasión. Un grupo de palomas estuvo varios meses sin recibir absolutamente nada de grit. Se dieron cuenta de que, después de un tiempo,  empezaron a comer menos, situación que se revertió espontáneamente cuando volvieron a tomar grit de nuevo. Antes de la prueba (varios meses sin grit), el peso medio de las aves era de 3.395 gramos. Durante el test (mientras no tomaban grit), su peso bajó 305 gramos. Después del test, en cuanto volvieron a disponer de grit de nuevo, su peso subió hasta los 430 gramos.

Limpio de polvaredas
Conocí a un principiante que había escuchado acerca de la importancia del grit, así que siempre tenía en el palomar un recipiente lleno de este. Una vez que estuve por allí, se quejaba de que no lo comían nada bien, y me enseñó el recipiente. –“¿Cuánto tiempo lleva ahí?”, le pregunté. Respondió encogiéndose de hombros. –“Lávalo y vuelve a ponérselo”, le dije. Y lo hizo. Y el mismo grit que las palomas no querían ni ver fue engullido de nuevo. Cuando vio eso, se hizo evidente que no había tratado a las palomas convenientemente, a pesar de sus buenas intenciones. El punto clave es que no les gusta el grit polvoriento. Pero, ¿dónde podría haber mayor polvareda que dentro de un palomar? La conclusión es muy simple, los colombófilos deberían refrescarlo a menudo.

algas grit

Inolvidable
Respecto al grit, nunca olvidaré lo que presencié en una ocasión en la que estuve visitando el palomar de los hermanos De Hooghg, que dominaron las carreras de palomas en la región hace mucho tiempo. Delante del palomar había una terraza de piedra en la que tiraban el grit usado. Y después de la ducha, las palomas iban a comerlo ávidamente. E incluso sucedía que, en ocasiones, cuando volvían de una carrera, no entraban en el palomar si no que antes de nada iban a tomar un poco, el mismo grit que habían rechazado con anterioridad.

Otra queja
Otro novato se quejaba de sus pichones. No entrenaban alrededor del palomar, así que él mismo se encargó de hacerlos trabajar con un entrenamiento particular en coche.

entrenamiento 1

El resultado fue la pérdida de las dos terceras partes del bando después de la cuarta suelta.
Esto no había sido mala suerte, fue culpa suya.
Nunca se deben llevar a la cesta a aquellos pichones  que no entrenan espontáneamente alrededor del palomar.
altabactine¿Pero qué hacer entonces si las carreras están a punto de empezar y las palomas aún no se entrenan?
Una alimentación ligera (poca proteína y pocos o ningún guisante) combinada con una cura puede ayudar. En el pasado, esta cura se trataba de un tratamiento contra las tricomonas en combinación con Altabactine. El Altabactine era un producto fantástico desafortunadamente descatalogado, pero seguro que un buen veterinario debe ser capaz de desarrollar productos similares.
No tomo en serio a los que afirman que los pichones que se pierden no son buenos. Hay un montón de ejemplos de aves que se perdieron de jóvenes debido a un estado de salud deficiente y que llegaron a ser excelentes competidoras más adelante.
No soltar nunca aves que no entrenen.

No más
La mayor parte de los aficionados entrenan os sus pichones jóvenes paso a paso. Por ejemplo: 5 Km, luego 8, luego 12, luego 15, y así sucesivamente. No hay nada malo en esto siempre y cuando vuelen a casa directamente. Pero si les lleva demasiado tiempo volver a casa es un error aumentar la distancia. En ese caso, la próxima vez se deben soltar desde el mismo punto y así hasta que consigan hacerlo directamente. Sólo entonces se debería aumentar la distancia.

En conclusión
La mala salud es la causa de la mayor parte de los problemas en este deporte, incluidas las pérdidas. Cuando las palomas están en buen estado de salud es difícil que haya problemas.

entrenamiento 2

Cuando están mal de salud resulta difícil que cualquier cosa vaya bien. Las palomas que están mal pueden perderse en sueltas no más largas de 10 kilómetros.
Muchos aficionados no son capaces de resistirse a comprar palomas cuando no tienen éxito. En ocasiones me pregunto por qué no intentan aprender primero a tener sus palomas en perfecto estado de salud, antes de intentar hacer cualquier otra cosa.
No tiene sentido comprar las mejores palomas del mundo si el colombófilo no es capaz de mantenerlas en un estado de salud óptimo.

Traducido por José Pereiro Francés.
Original publicado en: schaerlaeckens.com

Autor:
Ad Schaerlaeckens

Deja un comentario

Tu email no se publicará. Los campos obligatorios están marcados con un *





Back to top